INICIO Mapa del Sitio
RECONQUISTA       Y       DEFENSA
Quienes somos
InscripcionContáctenos
AMBIENTES, COSTUMBRES, CIVILIZACIONES
Castillos e iglesias medievales
La falsa promesa de la felicidad
Santos:¿sentimentales o fuertes de alma?
+ Ver todos
- -
ESTUDIOS
Nazismo y Comunismo: ¿enemigos o amigos?
Evolucionismo: La ciencia demuestra su caducidad.
La Cruzada del Siglo XXI
+ Ver todos
- -
DOCTRINA SOCIAL
Textos pontificios
El lujo y el desapego de los bienes terrenos
La incompatibilidad con el socialismo
La desigualdad, el Estado y la Propiedad Privada
+ Indice temático
- -
EFEMERIDES ARGENTINAS
Historia de Don Martin de Alzaga, héroe de la reconquista
Genealogía de José Hernandez: autor del Martín Fierro
+ Ver todos los artículos de Historia
- -
NUESTRAS ACCIONES
+ Ver todas nuestras acciones

Cuentele a un amigo sobre esta página

Su E-M@il Mail de su amigo

EDAD MEDIA
 

La Nobleza

Consideremos a continuación la segunda clase de la sociedad recordando previamente algo que es conocido y que esta en cualquier manual histórico, que es su carácter de segunda y no primera clase, noción de gran importancia para comprender plenamente el orden medieval.

La nobleza tiene una organización muy parecida a la de la primera clase no porque haya sido copiada de ésta, sino porque corresponde al modelo ideal de organización.

En lo alto del gráfico está la corona del Rey, porque es el Jefe del Estado. De la corona del Rey se abren dos trazos: como jefe del reino, la sujeción de la nobleza a él, pues es Rey era considerado el primer hidalgo; y del pueblo, porque es, evidentemente Rey de un pueblo.

Sin embargo, los grados de nobleza no eran solamente éstos para cada país; existían otros. En Alemania no había Marqueses sino un título análogo, Margrave que es "Markgraf". Por otro lado, había allí un título que no existía en los países latinos: Gran Duque ("Grossherzog") y Archiduque ("Erzherzog")*.

Los Reyes estaban ligados, por dependencia, al Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, el más alto dignatario de la Cristiandad, el cual a su vez, estaba sometido al Papa.

Ir Arriba

Los contenidos son marca registrada © 1991 - 2004 de la Fundación Argentina del Mañana